Piqué: "Vergüenza es la palabra. Hacen falta cambios estructurales"

El central del Barça resalta que han "tocado fondo" y se ofrece a irse si eso puede ayudar a renovar el plantel

EFE

Whatsapp
Imagen de Piqué durante una de las jugadas del Bayern de Múnich-Barça. EFE

Imagen de Piqué durante una de las jugadas del Bayern de Múnich-Barça. EFE

Gerard Piqué, desolado tras la humillación histórica sufrida por el Barcelona al perder por 2-8 ante el Bayern de Múnich en cuartos de final de la Liga de Campeones, admitió la "vergüenza" y pidió "cambios" en el club, ofreciéndose incluso a irse si eso puede ayudar a renovar el plantel.

"Un partido horrible, una sensación nefasta. Vergüenza es la palabra. No se puede competir así, no se puede ir por Europa así. No es la primera, ni la segunda, ni la tercera vez" que el Barcelona queda eliminado tras una noche para olvidar, declaró Piqué al término del partido.

Con 33 años y desde hace doce años en el plantel, Piqué ha vivido la era más dorada de la historia del club, con tres títulos en la Liga de Campeones, entre otros éxitos. "A reflexionar todos. El club necesita cambios y no hablo del entrenador, de los jugadores, no quiero señalar a nadie. El club necesita cambios estructurales, de todo tipo", afirmó.

"Nadie es imprescindible. Soy el primero que se ofrece, si tiene que venir sangre nueva y cambiar la dinámica, soy el primero en irme. Hemos tocado fondo. Tenemos que reflexionar y decidir qué es lo mejor para el Barça", señaló.

El Barcelona llegaba al desenlace de la Liga de Campeones tras otra desilusión, la de perder el título de Liga en beneficio de su eterno rival, el Real Madrid.

Setién: "Esto hace mucho daño"      

"Una derrota humillante y dolorosa", resumió por su parte el entrenador del Barcelona, Quique Setién. "Es una derrota muy dolorosa, son muchos goles, el equipo se ha visto desbordado en ocasiones. Empezamos bastante bien pero la contundencia de este equipo nos ha superado", señaló el cántabro.

"Está claro que no hay un mensaje constructivo que pueda servir. Estamos tremendamente frustrados. Para la afición es tremendamente doloroso. Hay que encajarlo y asimilarlo. Hay que pensar que el futuro será mejor", añadió en rueda de prensa.

En un duelo entre los dos únicos campeones de la competición supervivientes en cuartos, al gigante alemán le bastó media hora para descubrir todas las carencias defensivas del Barcelona, que sufrió su peor derrota histórica en la Copa de Europa.

Setién habló minutos después que Gerard Piqué, que calificó de "vergüenza" lo sucedido y pidió "cambios estructurales" en el club. "Llevo unos seis u ocho meses aquí. Cuando Piqué hace una reflexión así, algo tendrá de cierto. Ahora hay una frustración enorme. Solo queda sacar conclusiones y tomar decisiones pensando en el futuro. Esto hace mucho daño y algo habrá que cambiar", dijo el técnico, que sustituyó a Ernesto Valverde en el banquillo en enero.

La derrota ante el Bayern puede ser el último partido de Setién al frente del Barça, a pesar de que le quedan dos años de contrato. "Ahora es todo muy cercano como para pensar si voy a continuar o no. Esto no depende de mí. Hay que tener una reflexión como corresponde, teniendo en cuenta la situación y lo que supone esta derrota tan humillante y dolorosa", dijo.

"Soy consciente de lo que supone una derrota de este calibre. Hay que encajar una derrota como esta, por la dureza y la contundencia del resultado. Nos hemos visto superados por un muy buen equipo", concluyó.
 

Temas

Comentarios

Lea También