Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

PP y Cs votan a favor de ilegalizar los partidos independentistas

La propuesta de Vox en la Asamblea de Madrid contó con el voto en contra de toda la izquierda

Diari de Tarragona

Whatsapp
Rocío Monasterio, presidenta de Vox en Madrid. FOTO: EFE

Rocío Monasterio, presidenta de Vox en Madrid. FOTO: EFE

La Asamblea de Madrid aprobó ayer una Propuesta No de Ley (PNL) presentada por Vox para instar al Gobierno central a que ilegalice a «aquellos partidos separatistas que atenten contra la unidad de la nación». La iniciativa consiguió salir adelante con los votos a favor del Partido Popular y de Ciudadanos. Por su parte, todas las formaciones de izquierda se opusieron en bloque a la misma.

El grupo cuya portavoz es Rocío Monasterio justificó la necesidad de esta medida por la celebración del referéndum de independencia en Catalunya el 1 de octubre de 2017 en el que la Generalitat y el Parlament de Catalunya se arrogaron «unas facultades y competencias de las que carecían, violando la soberanía nacional, que reside en el pueblo español». «De esta manera se hizo un uso ilegítimo de las herramientas del Estado para destruir el propio Estado», según defendió la formación de ultraderecha en su texto aprobado ayer.

Además, la propuesta aprobada en la Asamblea de Madrid también incluye entre sus puntos el de instar a la Unión Europea a que inscriba a los denominados CDR -Comité para la Defensa de la República- «en la lista de organizaciones criminales y terroristas, remitiendo a tal fin expediente con los datos relativos a la investigación judicial seguida por la Audiencia Nacional». En concreto, refiere la detención hace unas semanas de nueve personas que «planeaban atentar en el segundo aniversario del intento de golpe de estado en España el 1-O así como el día que se diera a conocer la sentencia del Tribunal Supremo sobre el Procés».

El diputado del partido que preside Santiago Abascal, Ignacio Arias, justificó que «no estamos ante una iniciativa ideológica, sino jurídica y en defensa de la nación española y el estado de derecho». «La defensa de nuestra democracia y la Constitución están en juego», añadió.

Vox defendió que esta propuesta se haya tramitado en la Asamblea de Madrid, sin competencias para la resolución acordada, por la concentración que hubo hace unos días en la plaza de Callao de Madrid «en apoyo a los CDR que culminó con el apuñalamiento de un policía».

A pesar de su voto a favor, la parlamentaria del PP Yolanda Ibarrola recordó a Vox que la Cámara regional no es «un foro para hacer campaña». No obstante, condenó los hechos sucedidos en Catalunya y criticó la «dejación de funciones» del Gobierno del PSOE.

Críticas de la oposición

Desde la oposición, el parlamentario del PSOE José Manuel Uribes recordó a Vox que «en una democracia de verdad las ideas no delinquen, salvo que expresen odio; delinquen los hechos, no las palabras». «Se lo hemos dicho por activa y por pasiva a los independentistas y ahora hay que decírselo a ustedes», incidió el socialista.

El portavoz de Más Madrid, Pablo Gómez Perpiyà, definió la situación de «esperpento político y legal» y desde Podemos, Tito Morano, aseguró en la cámara que esta propuesta se basa en «una normativa legal de Franco y de Mussolini», por lo que solo se puede encuadrar dentro del «fascismo».

Temas

Comentarios

Lea También